miércoles, 22 de diciembre de 2010

bronca, man

Me había olvidado de que existías, hasta que vi ese video que publicaste (que esta prohibido en mi país por cuestiones de derechos de autor). O sea, hasta que NO vi el video que publicaste.
Cuando pienso como uno puede olvidarse de alguien asi como asi, me da miedo.
Olvidar no esta bueno.
Como cuando alguien te dice: te perdono pero no olvido. Por lo menos hay algo del otro que sigue ahí, en la cabeza, dando vueltas.
Con vos no me paso. Será que no sos “copado”.
Ah, y yo no te perdono, pero te olvido.

sábado, 18 de diciembre de 2010

Entonces llorar no tiene más sentido. Me dejaste sola, pero abrazada. Se que llegaste bien, que estás sonriendo. Me lo paso hablando de vos, y siento un cariño más grande por la gente en general. Tus amigos me enseñan cosas de vos que no sabía, y cerca de ellos, te veo. No quiero que pasen los días porque quiero seguir teniendo tu recuerdo y tu imagen fresca. Que suerte que tuve de conocerte!

sábado, 11 de diciembre de 2010

para, llego y me conecto

pero estoy bien, le dijo Clara a Cata después de una mirada desconfiada de su amiga, casi desafiante. no tengo que esperar nada, ¿pero no pensas que es mejor?.
que es mejor o peor. fichas rojas y azules quedan en el tiempo y se extraña tanto ese asiento de adelante casi reservado para largas horas de debate en una calle en la que no pase mucha gente.
Si vos lo decis, contesto Cata, mirando para adelante.
Duda, otra vez, cuestionamiento. replantear y revisar todas las hipotesis buscando la que te haga mejor. Llanto y risa intercalados, que nos deparará hoy.
Espejo, eso es lo que tanto necesito, un espejo. para verme cuando digo cosas estupidas y fuera de lugar, para reirme de mi misma, de mis miedos, de mi historia, de mis proyectos. una mirada que lo dice todo, un vinculo muy dificil de quebrar, una eleccion constante.
y para que decirlo si te traje aca, comoteextrañocata.

la pura realidad

Soñé 3 veces en una misma noche, segundo, minuto, no sé. Pero no tuve 3 sueños sino que soñé un sueño dentro del otro. Es mortal. Lo voy a escribir. Soñé con un compañero de la facultad (ahorremos detalles, igual no habla español más que “in poquitou”) que me invitaba a cenar a su casa y a conocer a sus papas y estaba súper agradecido porque las mujeres no lo querían porque era gay, entonces se alejaban de él... y me daba un abrazo fuerte y de golpe era una loca. Yo quería salir corriendo… Entonces me despertaba y pensaba que justamente él no es nada gay y porque (en sueño) lo había puesto como gay. En ese momento me empezaban a perseguir voces en el cuarto y la cama se movía mal y temblaba y tipo yo me ponía a rezar y me agarraba del colchón para no caerme y gritaba q no me quería morir. Y entonces me despertaba (en el cuarto acá) y venia mi papa preocupado de que me pasaba porque estaba a los gritos. Y entonces cuando veía a mi papa me tranquilizaba, lo abrazaba y le empezaba a contar lo que me había pasado en el sueño y de golpe medaba cuenta q no podía ser verdad que mi papa no podía estar acá y le decía: pero no es verdad esto, no podes estar acá, y mi papa se esfumaba y yo en el cuarto pensando que en realidad no sabía cómo hacer para despertarme porque ya estaba despierta y puff me desperté.
Moraleja: digan no, al exceso de chocolate.

falsario

voy a publicar una imagen, muy simple. un arbol, a lo lejos, y de cerca una cara, con el seño fruncido que mira directo a la cámara. él es mi amor. (oh la la que gran palabra). digamoslo en criollo: es un hombre que deja atras la naturaleza para mirar lo creado por el hombre. no del todo convencido con lo que hace; seño fruncido; mirada directo al lente, fuerte y sincero. estoy segura de que voy a encontrarlo y lo voy a reconocer por su mirada.que es esa palabra que tanto uno se anima a nombrar, sino una imagen que capturamos en nuestra mente y una historia que creamos por detrás.

LA RUSA

y si, un poco. un poco en el mismo tono, ¿vos que opinas? quizas el rojo no te queda tan bien, ya te lo dije.
esto es nuevo, mi bipolaridad estaba clara, pero ahora hasta converso conmigo misma.

misoginia

pero que barbaridad, que modales, que gestos, que cabellera, que sexy tu forma de caminar, que lindo tapado, donde compraste esos zapatos, me encanta. que alguien se apiade y les enseñe a estos franceses lo que "llamamos" macho argentino.

comentario nulo

parar todo y hacer un plan, antes que nada. un plan detallado, con introduccion (que es lo mas importante) y luego lo que vamos a decir. el contenido, poco importa. despues de completar las formalidades queda poco al fondo del asunto. dos o tres palabras, cuidando la gramática. sali sola. me sente en una vidriera calefaccionada que me permite un gran margen de vision. no es lo mismo. imagino tu dolor de espalda después de dos noches sin dormir y borradores que no sirven para nada. un cigarrillo o dos, y el frio seco de paris que hace 50 años o más, no se congelaba. cuento las gentes que pasan y cantan un idioma que hoy, a esta hora, no quiero entender. allá, los amigos. aca, los amigos. vivir dividido entre dos mundo, entre hoteles baratos (que para mi es mentira) y tus gouloisse.
heme aqui. sigo unos pasos no muy claros, pero tampoco me animo a decir mios. esta semana pactamos silencio. espero que solo sea mio, porque el tuyo hace rato lo vengo escuchando.

viernes, 10 de diciembre de 2010

xq?

Se me hace que lo más fácil es lo que pasa en las pelis. En las pelis de todos los tiempos. Que el lindo se enamora de la fea, que la chica linda ama al pobre o al nerd, que el rico salva a la sirvienta, y todas esas mersadas. Eso pasa todo el tiempo. Pero que difícil es que la gente se encuentre con la gente, así normal, fácil, de compartir la vida, no más.

Una amiga que quiero mucho, ama profundamente a su hombre, y él, le corresponde. Su encuentro en la vida es una alucinación de muchas variables que han coincidido para que se encuentren. y cómo hacer con el resto del mundo. Cómo no quedar esperando. Claramente amarse primero. Y después suerte.. cualquier instrucción que tengan me avisan...

"Olvidate de quien sos... que tu ego no estorbe..." por supuesto AET...
-Entonces cuento con vos -le dijo Patrick a Cata.
Cata colgó el teléfono, se mantuvo acurrucada en el sillón. Una leve sonrisa se asomó en su cara. Hace siglos que no ve a Patrick. Cada loco con su tema, y los caminos los separaron.
Se puso de pie, guardó los puchos en la cartera. Patrick está viviendo en zona Sur, más específicamente en Lanús. Con su novio. Y los noviazgos alejan.
Cata se subió al auto y se dio cuenta que mejor era no manejar, bajo tomo una combi de esas de larga distancia, y entró en viaje. Autopista, Gral. Paz, y árboles y pasto y edificios viejos y hacinados. Un chat en su blackberry. "No vengas".
Suspira. Cierra los ojos. Rebobinamos.
Ponerse de pie y bajarse exactamente en cualquier lado. Auricular y caminar. Sin pensar nada porque no hace al objetivo. Y salir salir salir... a andar.
Seguro que era otra de esas peleas de celos de su novio. O algún berrinche de querer dejar todo.

De pronto Flores. De pronto un lugar con olor a recuerdos. De pronto una terraza. De pronto un vino tinto. Nada que ver con nada y Cata se vuelve a amigar con ella misma.

martes, 7 de diciembre de 2010

todo es raro por estos días

Clara recorre su historial de atrás para adelante, una y otra vez. Hurga por todos los recovecos de lo que alguna vez vivió como protagonista. Y se encierra temprano porque hace frío, porque estar lejos de casa no es nada, si no sabes dónde estás parado. Cota tiene la sensación del deja vu, vuelve a cargar con el peso a cuestas, en un año que se ha ido en picada. Cata, Cata se ocupa de llenarse el día con algo que algunos llaman trabajo. Y a la noche llora, porque no sabe que otra cosa mejor se puede hacer con esta vida. Celina carga con la resignación, se reserva el derecho de opinión y su mirada claramente intenta dejar un consuelo en almas perdidas de diciembre, que llego en busca de que se termine pronto...
Justo cuando me estaba yendo por la puerta (y por la de entrada, como una señorita de su casa) me tomaste la mano y me sugeriste que me quede. Una y otra vez cayendo en la tentación.

lunes, 6 de diciembre de 2010

de mi, para vos


La verdad que si, las cosas toman otra dimensión. De nuevo empapelada de quehaceres, aunque esta vez el resultado es incierto. No quiero desconcentrarme. Y me encuentro posponiendo el momento de sentarme a escribir. Claro, el furgón del Sarmiento me daba mi tiempo… Es como una carta, una declaración de bases no muy claras, pero al decirlas por ahí se aclaran un poco más, siempre y cuando no me crea el personaje.
Aquí estamos, en plural. Entre las clases de Thai Chi y las reuniones del comité de cooperación internacional (‘?). Dicotomía a full, pero con algo en común: yo. Hace frio y es hora de cenar pero no hay ganas de cortar cebolla y el pan aumentó.
Este es el momento en el que empieza el delirio, y es mejor despedirse.

Sinceramente tuya,
Ellos son genios, divinos.- dice Cata justificándose, sabiendo que no tiene porque justificar nada. Mejor ni pensar desde cuándo y porqué los idolatra tanto, de cómo llegó ahí, y de quién le infundo el capricho. Recolectando cosas en la cartera toda la vida, para que funcione como el bolso del gato Félix.
Es difícil opacar el fantasma de Theo, en especial cuando todos se lo recuerdan. Cuando se le aparece en sueños, buscándola, pero cuando le va a decir que volvió a llevársela, en ese instante se vuelve otro, diferente ajeno al Theo de esos tiempos dorados.
Embotellamiento en Avenida Córdoba, no hay nadie pero está lleno de autos y es viernes a la noche, y Cata solo tiene que trabajar. - El fin de semana pasado nos fuimos todas, al interior. Bueno, no Cata no. Cata trabajó.- dicen
Y así se le van los días a Cata sin tener nada.

invisible

clic, clic. y otro más. automatismo. las mismas paginas de siempre. me reviso en mi bandeja de entrada. tengo un muro, un perfil y una historia (con momentos "felices"; voy a incursionar en sacarme fotos en ataques de stress -léase histeria- como este). y eso es todo. mis notas estan vacias.. canaliso directo al rio. si, un desague, eso mismo (qué?, vos no?).

viernes, 3 de diciembre de 2010

con arrugas pero con una sonrisa.

recuerdo el gusto salado de mis lagrimas desesperadas y el mensaje que repetia una y otra vez mi mente: no quiero perder mas gente. no quiero perder más partes de mi vida en gente. no voy a perder nunca mas. clausura sentimental. una y otra vez, el dolor de la decepcion, la pérdida, la entrega frustrada. llando, dolor, llanto, capricho. me baje del auto y di un portazo. él me miraba de lejos, como si sintiera mi dolor, pero no pudiera hacer nada. y asi era, y asi fue, y asi es. perder. perdida. una valla cerebral que dice: "clausurado". la necesitad de tapiar una parte de los recuerdos, lindos o no, pero recuerdos al fin. fin de la historia, en general. o no. y ahi esta la cuestion. el sentimiento de perder a una persona solo porque los caminos no quieren cruzarse. tampoco es necesario, el todo o nada, la lucha de miradas, el rencor. me convenzo de que quizas tenias razon, que no te iba a perder, pero claramente no podia tenerte como yo queria. hoy y siempre me resulta necesaria una buena taza caliente de educacion sentimental.

jueves, 2 de diciembre de 2010

con guantes de goma

las manos coloradas y duras por el frio. lo unico que puedo soportar es lo reciclable. crisis del segundo mes, digo.. y me corrige quien me conoce hace justamente 2 meses: vos tenes crisis todas las semanas. piedra libre. busco escusas para descargar una imagen tan pesada que me llevaria toda una vida. si, si, de acuerdo. todo se reduce a un par de palabras que pronunciadas dulcemente, descongelan un poquito el alma.

martes, 30 de noviembre de 2010

Zilac

Ya no puedo escribir libremente. Pienso que todo es tan obvio que no puedo ocultar entre líneas la siempre-historia-real que hay detrás de mis textos. Sera que no hay entre líneas, todo es muy directo, acá no existen las preguntas en negativo, como allá.
Hoy escuche en la tele un programa homenaje a Vargas Llosa (siempre hay hago de peruanos en la tele francesa):“¿la libertad no es acaso una nueva prisión?”… Para mí la única prisión son mis propias palabras.

viernes, 26 de noviembre de 2010

Salí. Salí a andar con un vestido fresco. Pero me olvidé la cartera y tuve que volver a encerrarme. En la mesa del comedor, ahí sentada, estaba yo, esperándome, con un discurso eterno, lista para decirme todo. -Sos una caprichosa eterna.- me dije. Empezaron los reproches, las idas y vueltas, lo que haces y dejas de hacer. Un poco de mierdas sobre la mesa, entre un pucho y un mate. Que horrible verme duplicada. Una tenía 50 años y la otra 15, y ninguna sabía donde estaba parada. ¿Es necesario imaginarse cómo va a ser todo en la vida? Una amiga me diría - Claramente, no.

jueves, 25 de noviembre de 2010

parte III

tengo la sensacion de estar encerrada en el subte (cualquier semejanza con la vida real es pura coincidencia). tengo la sensacion de que tengo que esperar tres horas hasta poder salir de este encierro. tengo la certeza de que no se me ocurre nada mejor. tengo la sensacion de que cada vez que intento ordenar mis ideas me encierro en el subte. tengo la sensacion de que esta vez, es solo otra vez, y que mas vale que aprenda a manejar este tipo de situaciones. tengo la certeza de que la solucion no es pegar cuatro gritos ni tampoco pasar 20 horas estudiando mi psychis, ni tampoco comerme un kilo de chocolate u ocho kiwis (cualquier semejanza con la vida real es pura coincidencia).

parte II

descubri que me sobran algunos pensamientos que no se donde meterlos.
decidir tirarlos es un poco complicado, porque acá tenes que hacer el tri. encima de que no estoy segura de que quiero hacer con ellos, menos aún puedo decidirme si van en la bolsa del vidrio, el papel o la normal.

esta tarde encontré una frase que no puedo transcribir, pero que dice mas o menos esto: la fuga es el principio de tu fin.
profundo. estoy casi desesperada.
como hago para dormirme, no lo dice wikipedia.

parte I

que le dicen insomnio. una ducha caliente, varios textos que no puedo terminar. falta de concentracion. falta de ganas, falta de sueño, claro esta. pero a la vez, energia contenida. salto por las paredes, ordeno a las 2 y media de la mañana. mi cabeza estalla, a mil por hora. me quejo de todo y a la vez no quiero cambiar nada. pregunta, respuesta. pregunta... respuesta. uno dos tres probando. el cambio y fuera es inminente. cierro los ojos, relajo mi cuerpo y la mente empieza a quemar.

Amor, estoy llegando a la orilla

Es que ya me cansé de enamorarme.
Y desde que estas lejos, aprendí a estar sola, conmigo, a ser mi mejor amiga.
Ansío llegar a casa para encontrarme, y sentarme a tomar un mate, y leer,
y pensar en esos dos locos que me andan en la cabeza,
que los estoy educando para que sean lo que yo quiero que sean.



Aunque soy tan sensible al perfume, y a la piel.
A veces te extraño.
Cuando huelo a alguien con tu perfume, te extraño.
Nunca me enamoré de vos, y eso es lo que más me gusta.
Tantos días fuera de casa, y no toco rock & roll.
Y lo que deseo se cumple, pero no intento forzar nada, porque me acostumbré a que pase.
Recuerdo esa tarde que caminamos por Libertador, y yo tenía gusto a menta, y me contaste de tus padres.
Que pena que nunca nos enamoramos.

miércoles, 24 de noviembre de 2010

lejos de todo

la soledad del hogar, el mundo perfecto. ya no tengo a donde ir, de que escaparme.
ya llegó mi Alaska. la reflexion me invade. camino obligado de ida que se enmaraña en cierto nivel. no era tan dificil escucharme. ahora que ya perdi la costumbre te puedo decir que solo estoy cansada.
ya no respondo a mis apodos, tengo nuevos, que no se me ocurrieron a mi. ordeno en desorden.
la canilla gotea, como mi mente, deja caer de a una idea por vez. el tiempo se alarga, o se acorta, depende como mire el calendario.
quiero alguna vez poder decir que se donde estoy parada, y que se me note en la mirada porque te voy a estar mintiendo.

martes, 23 de noviembre de 2010

al borde

otra vez. y lo mejor de todo es que me lo veo venir. el brote. y despuès no voy a poder decir que no me lo esperaba.
tengo un ojo en la nuca. mi ojo de la nuca tiembla cuando alguien se acerca a mis espaldas, y me avisa. tiembla, y yo siento un sabor amargo.
me lo veo venir... este brote me va a dar una flor de colores primarios.

elektra

Amo usar las medias de mi padre. Las de los trajes. Son finitas pero no son calurosas, y me dan un aire de no se qué porque son suyas. Amo a mi padre. Se levanta los fines de semana para desayunar conmigo, porque me voy temprano. Y me da charla. Mi hermano llega para acostarse y yo me voy. Y mi madre y mi padre quedan en casa. Yo estoy furiosa de sueño y con pocas pulgas, pero él me habla a esas horas de la mañana, y me cuenta cosas que escuchó en la radio, o de la nueva tecnología que se usa en algún país primer mundista, o de la moda que se viene. Mamá le dice que es licenciado en todo, porque siempre dice saber de todo, y nos reímos. Ya no tiene la espalda erguida como antes, ni lo veo alto, y el pelo está la mitad canoso. Pero amo profundamente a mi padre.

lunes, 22 de noviembre de 2010

un hijo

Caminé bajo la lluvia, ya se había acabado el día laboral en un feriado bien argentino, del que ni me había enterado. "La cara que pones cuando lo miras, te desvivís." Caminé y me mojé un poco, para sentir la frescura de las gotas que con el aire también fresco que corría me inundaban de noviembre en Buenos Aires. Una vez más. Entré y busqué en todos las tapas el impacto. Dos o tres preferencias. El amor a primera vista, y salí con mis dos títulos bajo el brazo. Anoche me fui diciendo "...y yo que quiero tener un hijo, y me canso tan fácil de este crío que lo tengo un ratito...". La madre, no hay como la madre, de qué hablamos cuando hablamos de madre... y lloró ahogada, como frenando que salgan mis órganos por los ojos. Y tan mía soy ahora, y tan tranquila y con tantas ganas de llegar conmigo, a leer, a escuchar, a escribir, a mirar, a leer de nuevo, y llorar, porque estoy yo, conmigo y me río.

domingo, 21 de noviembre de 2010

blanco y negro

Reconocer la humildad, reconocer la divinidad. Hacerse uno con el viento y rozar las mejillas suavemente, envolviendo en paz. Saberse al lado, de pie, esperando. Reconocer al importante. Tener el valor de decidir, de hacer la opción por el otro. Sin orgullo. Sin remordimiento. Con las manos en la masa y sin delantal…

autocine mundano

No tengo opción. Nada puede resultar de este estado emocional no definido que me pincha los sesos cuando duermo. Temor a verbalizar. Paciencia de mis propias limitaciones. Permanezco inmóvil al borde de la mesa, esperando que dejes de mirarme para poder volver a reaccionar. Repito una a una las posibilidades. Comparo tu voz con la de tantos y sigue apareciendo el signo de interrogación en mi sien. Voy a sacarme una radiografia cerebral para colgar en mi cuarto la imagen de las marmotas que hacen una fiesta en mi cabeza.

sábado, 20 de noviembre de 2010

trench

Acá me quedo, con un verso nuevo que recordar. Como cuando corri para alcanzarte mientras caminabas mirando el suelo o cuando escuche la voz del otro lado del teléfono que se reía de vos. Uno mas uno: cuatro. Cuento uno a uno los motivos para no olvidar. Me entremezclo, caigo devastada por un pensamiento que no quiere salir de mi. Ausencia, la causa de la locura. Dos letras y una queda atrás. Como todo lo que esperaba de vos. Agosto siempre fue un mes funesto sobre todo cuando se lo mira desde el invierno.

jueves, 18 de noviembre de 2010

perriferia

Hacemos algo por vos? faltaba mucho más.
Gracias por preguntar...
Un recorrido intenso de dolor ajeno.
Una palabra acomplejada y una mirada sobria.
Palabras yendo y viniendo, pero cero realidad
Dejame así, si eso es lo que tenes para ofrecerme a cambio de mi libertad.
Ahora basta, andate, segui tu rumbo y no me mires más.
La imagen se estira pero no se rompe.
Como vos, como yo.

domingo, 14 de noviembre de 2010

al estilo americano

uno, dos, tres, y termino por creer que no estaba tan lejos de mi verdad. la sensación de alivio me invade en tus palabras; la interaccion existe; no estoy solo en mi cabeza. hago la cuenta. por ahi tres o cuatro, quien sabe. pero las horas pasan y yo sigo aca. enchufada. algo me dice que no debería decir nada. a veces las palabras no significan nada, dije. pero otras veces si...
un gesto. una mueca que me lo dijo todo. ahora me digo que yo ya lo sabia, y que era real. bullshit, solo me lo hace creer tu ironia. hay algo en ese contorno infinito que me deja helada. espero la pregunta equivocada que no llega jamas. una suerte rara, ese algo que hace el aire mas dulce. cliche, si, bastante. a quien le importa igual... tan lejos.
ansiosa por dentro y sin perder el agrio sentido del humor, que me defiende de todo lo malo. espero el contacto.

viernes, 12 de noviembre de 2010

de frente al suelo!

Caminaba por un camino fragoso como mi apellido. Caminaba y caí de frente al suelo. La cabeza se abrió al medio, se caían fichas y fotos. Todo se desparramó y me dio miedo perder algunos recuerdos. Levanté las cosas con las que ya me reconcilié, pero de pronto sentí ganas de dejar otras, ahí tiradas, perderlas para siempre como si no fuesen mías ni de mi historia. Un alivio enorme quitarme tanto peso, sin hacer dieta baje muchos kilos. Te dejé tirado ahí y la foto en la que estabas me miraba fijo con una media sonrisa, me miraba como despidiéndose. No tuve ganas de mantenerte la mirada en ese instante del pasado que ya no existe que nunca va a volver a existir. Que pena por algunas estrofas lindas que también dejé caídas, no importa si no las recuerdo se evaporan...

jueves, 11 de noviembre de 2010

mecanica frutilla en las rodillas.

me pareció escuchar que repetías mi nombre por lo bajo, imitando mi pronunciación. la torpeza de tu mundo en huelga y la decoración del bar, una perfecta combinación. cruzamos la place de la pite voirie en silencio. la imposibilidad de hacerse entender, una constante. nos miramos y sonreimos. despues de todo, solo yo se lo que estoy pensando. caminamos bajo la eterna lluvia de este lugar gris, diez minutos a pie, sin repetir y sin soplar. mundo en off, esta vez... como tantas otras veces. revoleando los ojos como si las palabras me atemorizaran, recuerdo y niego la posibilidad de que sea cierto. un alma lejos de todo lo conocido. influenciable pero con conciencia de si, despues de todo. sin duda voy a volver a buscar el afiche de ese bar que, como antes, me hizo saber que nada termina ni empieza cuando uno lo espera. oh, la dulce novedad.

miércoles, 10 de noviembre de 2010

pálido

Blanco pálido, neutro, sans coloration. Sufro de día. Y la noche me encuentra cansada. Conviene dormirse de a poco. Como dejando que el cuerpo llame a la mente, suspirando el ruido de la calma que nace y grita que está viva. Frio pálido. Polar. Frio que entumece el alma y la deja quieta, muerta de miedo. Transparente. Blanco pálido, neutro, sans coloration.

lunes, 8 de noviembre de 2010

En la peluquería, descanso...

Ante la pregunta, Cota se concentra. - Si, lo extrañé mucho tiempo. Ninguna de las respuestas que esperaba Cata era esa. Por supuesto había habido un lapsus en el que cada una estaba en otra conversación. Pero siempre hay una tangente donde todo vuelve a unirse... - De cada uno he sabido rescatar algo.- coinciden. Llueve frío en noviembre casi como en otoño, y la cerveza helada congela las palabras. - Me consuela saber que tenemos varios días para caminar lejos.- dice Cata, resignándose a seguir la filosofía barata de lunes. Mientras apunta por día en la agenda los lugares que no pueden omitir en enero. - Si pero la vuelta va ser difícil... - insiste Cota. Los ojos van para un lado y para otro como buscando la señal de tránsito que indique hacia donde seguir.

no es tan necesario

el frio, la confusion, la mezcla, el gozo, el llanto, la pérdida, la ruptura, el sabor amargo, el encuentro, la fiesta, el maquillaje, la noche, la lluvia, tus gestos: ese gesto en particular.

jueves, 4 de noviembre de 2010

mono-bloggleando


le hablo a la tele, si. le hablo a la tele porque la compu ya se cansó de escucharme. hace dos dias que no paro de contarle todos mis problemas y mis preocupaciones y mi neura sin medicamentar, y hoy me dijo: bancala flaca. que te escuche otro. asi que no me quejo. con ella me hago la mudita, con tal de que se siga bancando el 24 sur 24.
y lo peor es que se cree wittgenstein

miércoles, 3 de noviembre de 2010

Arrête.

Estaba sentada esperando mi café. Alrededor todos cantaban la rutina de sus vidas. Un libro elegido al azar pero con convicción, se dejaba entrever entre mis cosas. Un pasaje, dos mundos, una misma vida. La esencia de mi viaje se perpetraba en cada esquina. Un motivo, o quizás dos, no me dejaban en paz. Esa tarde decidí alejarme. Decidí dejar todo atrás. Un dinamismo que no me caracteriza me había atrapado. En una hoja del diario del subte había anotado esa mañana: menos mal que la mañana canta. Una hora estaba bien. Suena el teléfono. Atiendo. Pago mi café, dejo un par de monedas de propina y el diario matutino. J’ y vais.

danilo´s club

La tranquilidad del hogar, la paciencia de la soledad. Medito sobre la costumbre. Me opaco en el sentimiento placentero de la rutina. Establezco las bases para la ruta que se impone. Una vez más, cuando todo es silencio, espero. Me someto a mi propia indagatoria. Cuento los hechos, tal como los viví. Comparto la huida, el rechazo, la angustia, el perdón, el castigo. Me objetivizo para perderme luego, de nuevo, en mi individualidad. Un pasaje extraño al acto. Un recorrido magnífico donde las palabras producen la verdad. Horizonte claro e inalcanzable. Muda y con los ojos bien abiertos.

lunes, 1 de noviembre de 2010

à toute!


Mentiras. Me ahorras más trabajo del que puedas imaginar. Ahora si, entiendo todo. Ahora puedo leer tus mentiras y no creer una sola letra de tu tesis. Me cansas con cada palabra, con cada frase mal formulada pero para vos la verdadera interpretación. Banal. Es un tic. Es una mala costumbre. Y sin embargo, vuelvo a leerte, y leo entre líneas, e imagino sus caras cuando te escuchan, cuando corrompidas por la dura etapa de la adolescencia, se absorben en tu nube irreal, en tus palabras que riman y resuenan como aquella vez en la que casi te crei. Recuerdo y siento ganas de vomitar, la ingenuidad que me determina se diluye cuando recuerdo el morbo que te caracteriza.

longplay

No lo pienses como te lo digo. Parece que no quisiera verlo. Me quedo sentada, leyendo y las líneas se repiten y el contenido pasa. Y me despierto, luego de media hora de ensueño, creyendo que la lectura avanzó. Durante algunos minutos te miré, profundamente… intenté reconocer en tu rostro la verdad. Cuando todo se apaga, queda la duda. La pregunta sin respuesta o peor aún, la pregunta sin forma, esa que se siente, que se percibe pero que no se quiere formular.

viernes, 29 de octubre de 2010

Amanecí con miedo.Me siento un signo de pregunta. El viento está trayendo el verano. El año de las muertes indeseadas. Despedir. Abuelas y madres y padres y llantos. Sólo es divertido estar conmigo. Silencios eternos, de pie. El repaso del momento de la muerte propia. Algunos tiemblan. Yo bostezo. No se puede derrotar a la memoria colectiva, mucho menos diciendo disparates.


jueves, 28 de octubre de 2010

bum!

cierro los ojos e imagino.
fortuna, suerte, casualidad. todo se parece tanto, es lo mismo en todos lados.
por aca y por alla, gana el que tiene un fierro. con consentimiento. sin intension.
desde cuando tanto morbo. y que pasa por tu cabeza en este momento. no llorés. seràs un gran actor. y quien escupe sangre ya no puede imaginarse vivo.

c´est quoi ça? un jardin maternelle?

domingo, 24 de octubre de 2010

giro

una linda luna llena sobre mi cabeza. un destino errado, una torpeza de mi para vos, a drede. una sopa caliente que reconforta el alma si es que queda algo de ella aca. oigo mi voz a la distancia, siento que repiten mi nombre una y otra vez pero todavia no puedo distinguir de dondde llega esa voz. una ruptura, una canción, un engaño. las cualidades que más me gustan de vos, hechas trizas de un manotazo. gesticulo. me paro en frente de las vías y me acuerdo de vos. cuando entienda algo de todo esto te llamo. gracias. no, a vos. si, a mi. obvio que gracias a mi. obvio que gracias a todos. de repente me acuerdo que no va a haber explicación, y que nada tiene que ver con nada. asi que, una linda luna llena sobre mi cabeza. estoy empezando a entrar en calor.

viernes, 22 de octubre de 2010

Estoy en la cima equivocada. La cima de una escalera angosta, de escalones altos. Miro para adelante pero esta el vacío. Me rodean miles de escaleras. Intento bajar, pero cuando abro los ojos, me da vértigo. Y veo otras escaleras, esas que ya subí. Y tiemblo, pero me quedó quietita con los ojos cerrados. Pongo el mundo en off.
Dos cuadras corriendo para no llegar tarde. Todos los días la misma historia. Siempre andando hacia adelante porque lo anterior, no vale volver a mirarlo. Y ahí, a la vuelta de la esquina de Callao por Santa Fe, casi a la hora pico de un viernes cualquiera, un poco gris para la primavera Cata se choca de frente a Theo, después de cuatro meses. La tormenta se aproxima, Buenos Aires se viste de negro. Un poco de excentridades baratas. ¿Todo bien? Eso es lo que se pregunta la gente cuando no quiere escuchar más. Cata huele la lluvia que está por llegar. Como si nada Theo se deschaba con la noticia. -Voy a ser papá. Sin paraguas y en pleno Bueno Aires, Cata sólo piensa en que se inunde todo y poder ahogarse.

jueves, 21 de octubre de 2010

plano en 3d

mi casa es un caos. mi mente es un caos. mi vida es un caos. mi estomago es un verdadero caos. me preparo. me quiero preparar. quiero establecer prioridades, sortear obstaculos, limar defectos, quitarme las espinas, convertir todo lo que me rodea en productividad. tomo una hoja y un lapiz. dos otoños en un mismo año. esta vez si que hay que podar.
y sin embargo, cuando uno tiene tanta libertad, cuando uno es su propia guia, o cuando no quiere aceptar que ya llegó la hora del crecimiento, la hoja en blanco, termina reflejando un modesto barquito "volador", en su centro, al estilo de los que se dibujan en el jardin de infantes. creo que la proxima, la lista la empiezo en Word.

sábado, 16 de octubre de 2010

Siempre la misma historia. Si sos un suicida, no amenazas.

En la habitación de paso me invitaste a mimarme.
Dos, tres, cuatro veces te vi pasándote.
Un exceso de expansión de conciencia.
Me impresiona el giro de cada semana.

¿Cuántas horas eternamente diferentes tengo que vivir para darme cuenta que estoy viva?

Tu sensibilidad me agobia. De a poco me enternezco, pero prefiero no acercarme tanto y seguir mirando para otro rumbo, pues no vale la pena involucrarse. Elijo dormir en casa, en mi cama, conmigo. Harta de estar velando gente cuando duerme, y ser una sola sombra sobre los cuerpos dormidos. Me agotan las palabras repetidas en una y en otra habitación. Y contar la misma historia desde unos meses más adelante o más atrás, y las sábanas llenas de tiempo, y de amor ajeno. Que podrido es el recorrido que me toca, y eso que soy afortunada. Todos los premios de inconsciencia los guardo en la repisa. Me desperté pensando que estaba muerta.




viernes, 15 de octubre de 2010

no deje que el disco lo domine

te estalla la cabeza en mil pedazos pero estas completamente segura de que no es resaca. sacas un pie afuera de la cama y mejor volverse a tapar. los lamentos no tienen más lugar en este frio incomparable. se respira aire de ciudad gris; se escuchan las risas a lo lejos. como de costumbre, no podes empezar a pensar hasta que no terminas de desayunar. grève mental. como si lo mejor que pudiera pasar fuera hacerse una rutina. el bombardeo constante te hace sentir un poco paranoica. cuándo no, cuándo no lo fuiste, y ahora te haces la que todo te parece nuevo. de más esta decir que cuando escuchaste por la tele que todo se derrumbaba te dio sensacion de alivio. ¿acaso existe algo que no vaya a derrumbarse? clasica y moderna, o mejor, chic y despeinada. el agua corre como un torrente y no deja nada en pie a su paso. cualquiera que diga lo contrario no tiene voz ni voto aca. la calidad le gano a la cantidad y mas vale pajaro en mano que cien volando. hoy me desperté y entendi el concepto.

jueves, 14 de octubre de 2010

subirte al tren

tomarte un micro, sacar tickets de avion.. o subirte a un tren. mochila con poco peso pero con lo importante. bah, lo que uno cree que es importante pero despues sobra lo que llevas y falta lo que pensaste que no necesitabas. y es así. tirar la moneda porque estas segura de que lo que salga esta bien. total, peor no podes estar. animarse. que gran palabra. llenarse de anima o no, da lo mismo. la sensación es distinta. los pies sobre la tierra y quizas hasta un poco más. lo bueno es que ya no la cabeza. como sea, mañana me subo a un tren.

lunes, 11 de octubre de 2010

Habia una vez una niña solitaria...

En un parque, frente a una fuente, y de espaldas a mi, el Senado Francés. A mi izquierda se asoma la cúpula del Pantheon y a mi derecha la puntita de la Tour Eiffel. Hasta ahora no pude escribir, por miedo a que brote un mar de lagrimas y nunca terminen. Ahora solo una ciudad gris puede verme así. Recien es el quinto día y ya empiezo a sentir como las palabras en una lengua que no es la mía astillan mis pensamientos.
Nada feliz para el primer intento. Y es que a pesar de lo maravilloso que me resulta este lugar tantas veces pensado e imaginado que ahora es tan real, no puedo dejar de sentir el vacío en mi pecho que grita por mis afectos a kms de acá. Tengo una necesidad tan grande de MI compañia. No cualquier compañia, solo la mia. Extraño demasiado, y se que aún queda tanto por delante. La solitaria mujercita que abandonó Bs As dejó con ella su traje de independiente y llegó a Paris con su verdadera piel. Ya con todo el maquillaje corrido puedo entender el concpto de extrañar. La ausencia, que va cambiando, pero que en algún punto se clava mas adentro. Me repito que el mundo no gira alrededor mio sino que yo voy dando tumbos buscando algo que me haga feliz. Y claramente, no me hace feliz extrañar y necesito gritarlo y necesito sentirlos bien, y cerca y felices y necesito dejar el melodrama y volver a ser la piedra que tan facil me es ser allá y tan dificil aca. Con una sonrisa miro a mi alrededor y ya no depende de nadie mas que de mi, estaes mi vida, que no se hace sola y por la que quise viajar tanto y encontrarme. Pero que quede bien claro que los amo y que duele no tenerlos por aca...
Jardin de Luxemburgo, 6 de Octubre de 2010.-

domingo, 10 de octubre de 2010

Te extraño Clara

Coproducción con Cota

-Hagámonos cargo- dice Cota- Cada una con lo suyo, me harté de escuchar reproches- afirma a viva voz.
Cata sin encontrar el eje- Shhhhh! No grites...
Siempre lo mismo, sábado a la noche y nada tiene que ver con nada.
-De día uno se contiene, pero de noche, no!- respira Cota profundo y calla.
-Basta de malos viajes- la interrumpe Cata, a duras penas.
Clara descansa, después de tanto llanto.
-Mi belleza se acabó.- dice Clara, en el ahogo de un fernet de madrugada que no puede ni pasar.
Todos huyen del calor del bar de las vías del tren, salvo una mujer que llevaba sus años.
- No quiero terminar así- dice Cata.
- No vas a terminar así- le recrimina Cota.
-Si, todos vamos a ser viejos, quiero morir joven, como Cobain.
- Callate estúpida, es un mito del rock, y ya no somos rock. De ser rock hubiese sido una mejor noche. Clara no lloraría, y Celina no nos hubiese abandonado, o sí nose- dice Cota casi como cuestionando su propio discurso.
Cada noche que termina en el bar de la estación de Retiro, es un triunfo abandonado, es el mito sin encontrar.
- Ya no hay nadie. No sé qué carajo seguimos haciendo, buscando acá- declara Cota.
- Buscamos lo que no encontramos allá ni acá, porque todo está adentro- se marca el pecho Clara.
- Y me preguntó quién sos...- se ríe Cata, y Cota y Clara asienten con sonrisas de entender el código.
Años y años en la misma cueva.
- Aquí estoy- le dice Cota mirando a Cata a los ojos, antes de la grapa.


sábado, 9 de octubre de 2010

la vida del borracho

Los golpes de la puerta abriendo y cerrando, la despertaron.

¿Anoche? Kilómetros de nada.

Avenida Corrientes de noche iluminada.

Cata, retrocediste veinte casilleros, ¿sabías?- le dice su propio yo.

Clara llora, como nunca. Llora porque se encontró con otra Clara.

- Cata, retrocediste, no seas arisca, querés. No te mientas más- dice Cota.

Cata fuma y fuma y fuma. Y pide un café.

- Vos no tomás café.- dice Cota.

Cota sonríe, con miedo, con mucho miedo a la felicidad.

- No importa Catita, retrocediste porque necesitás tomar distancia para el salto- dice Clara, mientras llora desconsolada.

Cata se toma el café de una. Se sube sobre la mesa. Y salta.

Cota y Clara la miran desplomarse en el suelo.

-Para levantarse hay que caer- dice el mozo del bar, que en la bandeja trae una grapa, y se la deja sobre la mesa.

Cata, se pone de pie, se acomoda el vestido, toma el vaso y la grapa se pierde en su garganta en un instante.

Clara sigue llorando pero con una sonrisa, a medias, porque la ciudad del amor, es fría pero mística.

Cota se muerde el labio porque piensa en el valle que se puede venir después de la cima .

Todo está en desorden. La casa está vacía de prioridades. Sólo una calesita de pavadas.

jueves, 7 de octubre de 2010

Crear la mentira.

-Sé reconocerlo. Lo imitamos en las fotos que nosotros inventamos. Pero lo vemos, porque de algún lado lo copiamos. Entonces, de pronto, siento que se vuelve demasiado burgués el amor. Pero, por favor, no te tomes el tiempo de discutírmelo, porque tirado en el piso de alfombra de un loft, limpiando tu mierda con el peor diario de la ciudad, tampoco conseguís mucho.- Le respondió Cata a su colega mientras intentaban respirar en una oficina llena de humo de cigarrillo.
- ¿Y si no hay mentira? ¿Y si esto es todo? - dijo Theo, su actual colega y su amor renegado, de una adolescencia que se estira y se estira.
Ambos mirándose en la foto, de una historia de dos seres que no son ellos en absoluto. -Miro la foto y no me veo en ella. Es una imagen ya ajena a mi, y a vos. Casi como la madre de Barthes en el invernadero, casi como Barthes transitando el camino de asimilar la muerte... Así con el dolor de indagar en ese papel, casi falso.

lunes, 4 de octubre de 2010

Más de noventa días.

Pero todavía tengo que ir barriendo los papelitos que me dejaste tirados, los amigos de aquellos días, los cuadros que me regalaste, los regalos de cumpleaños. No tengo ganas de verte en ninguna foto, ni en un gesto, ni en una palabra. No soporto los recuerdos guardados en carpetas virtuales, ni buscar un mail y leerte en miles. No me cabe en la cabeza cómo lo anterior no es mentira, sólo es pasado.
Negación a la realidad, pero no te extraño, es que me revuelve las tripas tu mirada perdida y la decepción que me has generado.

viernes, 1 de octubre de 2010

ser o estar.

narrar los hechos con detenimiento. mirarte una y otra vez para corroborar que estas ahí, atento, para empezar a entender que todo lo que esta en mi cabeza puede transmitirse y crear un nuevo universo de lazos que comprenden y comparten el concepto. distinguir esa complicidad, ese iman que me marca un punto fijo, y en ese punto creo encuentrar el final del ovillo, la version más perfecta que pude lograr se cae y se rompe en mil pedazos, pero da igual. vaivén de preguntas, respuestas y tips que no pueden faltar. abro la puerta, y salgo a dar vueltas, como cada día. me subo al tren, ese que me deja en mi Retiro. a pocas horas ya, y desde otro lugar, mirandome como de arriba, distingo sensaciones. allá lejos, si, pero por siempre cerca. a punto de emprender un viaje de ida, a punto de poner a prueba el discurso. conmigo. como siempre que no tiene sentido discutir el contenido, solo deseo ver tu reacción.

domingo, 26 de septiembre de 2010

Se mantuvo de cera. Contenía, agradecía, y nos pedía que no lloremos tanto. La mirábamos como admirándola, pero con el miedo terrible de la futura caída en picada al suelo. Alguna tía chabacana le traía un vaso de agua, o unos pañuelos que ella se dedicó a repartirle a los primos y a los tíos, y a los amigos.
El silencio eterno entre los duendes de los azulejos. Las lágrimas espejaban los ojos hasta que se desplomo encima de él, del que fue, porque ya era madera lustrada. A los gritos pelados, de esos que salen de las entrañas, de esos que se llevan unos gramos de dolor.
¿Cuántas noches vas a extrañar? Y nos cuentan tus ojos...
¿Hasta que la muerte nos separe? Hay recuerdos...
En la tierra el amor, ¿y en el cielo?


ronda

Apagaste la luz.
-Soy como los gatos. Veo mejor en la oscuridad, te dije.
No tengo ninguna razón para escaparme, aunque tengo tampoco ninguna razón para mantenerme aquí desnuda leyendo. El diario de la página de inicio que lees me pone los pelos de punta. Ironizas con que mi equipo va primero, y yo que no entiendo tanto como para devolvértela. Había olvidado lo que eran las caricias en la madrugada. Y el silencio de la nebulosa. Pero miro el techo de la habitación, y las manchas de humedad se parecen a los agujeros en mi sensaciones. No te amo. No te amo y no puedo evitarlo. En vano intentas que piense que es mágico. Como muta la magia con los años, porque no vienen los años sólo con las canas, y el desgano, se viene la escasez de ingenuidad y las segundas partes, que unos pocos las hacen best sellers.
-Dormite que me tengo que ir- mientras le acaricie la cabeza.
El viento, que es mi mejor amante, me deslizo de vuelta a casa.
En el centro, ya no. Pasa por otro lado. Un cachetazo. Otro cachetazo. Y otro. Pero seguí. Nunca me di vuelta, ni por vencida. Y no te pido nada. Pero no pretendas que lo entienda todo.

viernes, 24 de septiembre de 2010

amores rotos

me preguntaste como estaba y te conteste que bien, que muy bien. Ese otro nivel de complejidad no nos tocaba en esta epoca. habia que pasar el invierno. siempre me lo tome muy al natural, como los duraznos en almibar. año tras año, dia tras dia.
me preguntaste con quien estaba y te dije que sola. sola, como siempre, parada sobre mis pies y con la cabeza pesandome sobre mis hombros. te escondiste de eso, todo lo que valorabas a la hora de recomponerte lo defenestrabas cuando volvias a encontrar tu eje.
me dolio bastante el vacio, pero de esas cosas mejor no hablar. porq hay millones de momentos para reir, y porque, en definitiva, siempre me las rebusco para quedar tan mal que los reproches que me tocan a mi sean peores que mi tarjeta amarilla.
podia pedirte muchas cosas menos que escuches mi respuesta a tu pregunta. cai, desbordada y manche el papel que tanto cuide durante el viaje. mire para el costado, un punto fijo y veia como los ojos se me iban transformando en vidrio.
entre ese mar, lei la bronca de hacia ya 3 o 4 dias:
estoy cansada. cansada de los planteos, cansada de los reproches, las noches alquiladas. cansada de que me des cosas que no te pido y despues me quites lo que mas me anima. cansada de ir de frente pero rebotar como la mejor. cansada de estar cansada todo el tiempo. cansada de la joda y de que me obliguen a hablar. cansada de todo. se que seria mejor no registrar esto. como se que a veces es mejor el silencio al grito. pero el silencio es algo de lo que tambien estoy cansada. me canse de la hipocresia, del amor exacerbado, de las idas y venidas, del ya no te amo. me canse del fucking estado de cosas actual que hoy te da y mañana te quita. estoy cansada de vivir en el vacio que o me aburre o me da ganas de llorar. y me trago el llanto y me meto en la cama para gritar porque yo tampoco me creo el cuento, que alguna vez me lo crei, pero ya no lo creo. y la vida es esto, y no hay mas, y bienvenido sea el que convide. y mañana el despertador suena a las 6, como siempre y yo, que estoy cansada y hago esfuerzos, pero nunca alcanza. y mi cansancio que nunca es valido y queres mi verborragia y mis salidas eternas, mis sueños de adolescente y que me tire en tu sillon a fumar tranquila. pero yo no soy eso y no soy distancia, ni llanto, ni compasion. solo un par de dias, irme a la mierda y extrañar. la vida es eso, en definitiva, es una puta ida y vuelta, un ya no estas mas aca, un arreglate como puedas... o la ficcion. (que siempre hay quienes la prefieren).

miércoles, 22 de septiembre de 2010

La risa de ayer.

(Sentado en una silla, la luz desde lo alto en él)
-Se le cayó la caja al suelo... y descubrí todas sus cosas desparramadas. En la habitación de al lado sonaba Just like starting over de Lennon. La invité al teatro y prefirió irse a la estancia.
No somos el diálogo intelectual constante, (Tose) ...ni nos serviría. Su percepción de la cotidianeidad es imprecisa. (Suspira profundo) Me duele porque la quise. (Se cruza de piernas) Lo podemos dar vuelta pero la energía que empeña en la distancia... me ataca el nervio ciático.
(Se pone de pie, del bolsillo de la chaqueta color verde militar saca un paquete de Gitans, se enciende el cigarro con un Zippo, que saca del otro bolsillo)
Y en su caja... sus recuerdos, el llanto desahuciado, los pañales del hijo que no quiso. Necesita... sabés qué necesita... No, no... Una flor descontracturante a su cerebelo, para desequilibrarse... o para su (remarcando con el tono de voz) "seré velo"... (lo dice lento y espaciado) para que no se ocultes más.
(Pita el cigarrillo, larga el humo con mucho aire acumulado)
Y bue... me quedo con los silencios de hoy, sentado acá... conmigo. Si, bueno y con vos, claro...

lunes, 20 de septiembre de 2010

Entonces, me quedo sin palabras.
Volver no existe. Siempre se va...
Entonces prefiero no tener ningún presentimiento. Mi sueño fue esclarecedor. Sé perfectamente la locura que se me ha generado. No me has ofrecido todo, pero te lo he aceptado. Me abstengo del pánico y de comparaciones. Salgo a fumar un cigarro y recuerdo tu cara. Camino lento y escucho tu música. Me ilusiona el sol desde la ventana. Y en tus ojos veo paz.

domingo, 19 de septiembre de 2010

Entonces te cruzo en un pasillo, y entiendo como pasó el tiempo para mí, y a vos te creció el pelo, pero te veo igual. Un poco cansado, un poco desanimado, pero siempre tuviste ese aire de relajo. Y entonces ahí sonrió y prefiero seguir leyendo, pero todo quiere que siga rememorando y se aparece aquel que nunca pudo ser. Y me sonríe pero no me mira, y se acerca, pero no tiene fuerza para mirarme. Y yo sonrió. Se que todos están bien, tienen en la piel un tono de cansancio más profundo, y mi cara no tiene la misma plenitud, pero sonrió.

sábado, 18 de septiembre de 2010

referencia

la luna de septiembre encaprichadísima. nos sentamos un rato a pensar y ahí quedamos. si tan solo fuera la sobervia la que nos deje vivir en paz. un minuto y cambio y fuera. la cotidiana sensación de ir de shopping y volver exausto.

me gustó eso que dijiste de quedarnos dormidos antes de que explote el mundo.

cuando cambie el calendario no voy a estar más cerca. y pretendo que el mundo siga girando, y pretendo que la vida siga pasando.

regresar a un punto fijo. un punto de inflexion, un querer hipersensorial.

mejor me callo.

no sea que se den cuenta de que en realidad, no se muy bien que es lo que quiero decir.

jueves, 16 de septiembre de 2010

La figura del toro Apis.
La obcecación en persona.
Aparento estable y resistente, pero duele la postura.
Más que perseverante, empecinada.
Desgaste de energía en caprichos.
La paciencia es agotada por la ansiedad.
En la lentitud de la toma decisiones se apresura mi pasión, y domina.
Me agoto de mi y si no puedo levantar imperios, prefiero salirme del juego.
De libro de astrología salí.

martes, 14 de septiembre de 2010

Mejor así

Me subí al taxi en plena avenida. Y de entrada arrancamos mal. Me encanta charlar con los taxistas, pero éste en particular me pidió que no fume en su auto. Lo respete como su lugar. Me ofreció el diario, y a las tres cuadras nos topamos con el corte de carril producido por la protesta estudiantil escoltado por la policía federal. Comentamos con el tachero algunos titulares, hasta que no tuvo mejor idea que decirme: "-Estos pendejos de mierda que no se saben ni limpiar el orto. Encima, la otra bruja los apoya."
Doscientas cincuenta y cinco cosas tenía ganas de decirle, pero me limité a indagar un poco y fue empeorando la situación cuando tuvo el tupe de inclinarse hacia el Jefe de gobierno de la ciudad.
Opté por decirle: "- ¿Le gusta el cine?!"
Sorprendido por mi cambio de rumbo asintió, aunque dubitativo.
Le pedí que se detenga en la esquina, tomé la billetera busqué su paga, y mientras le daba el dinero le dije, "Mírese Saló, además de que es una película de culto, se va a sentir identificado¨, y me bajé. El hombre me deseó buen día. Y mientras caminé por la vereda de Lima, lo imaginé sentado junto a su mujer mirando los 120 días de Sodoma, y la caras, las caras...

lunes, 13 de septiembre de 2010

autoreferencia significativa

me abstengo de escribir. me abstengo de nombrarte. no lo puedo resolver sin acudir a un elemento externo. necesito un piso, un marco, una linea que me ecuadre. necesito odiar lo que no puede explicarse sobre el cuadro. lo que divaga y me hace perder en la nebulosa, mágica pero inútil en mi y desde mi, claro. cuando cambia el paradigma no tengo nada. solo hallo explicaciones que disipan mi concentracion hasta hacerla difusa y volatil. mantengo la calma pero me exaspero al hablar. un metamundo paralelo que no termino de digerir. el sentido no existe por fuera del acto que lo expresa. nace y muere allí mismo, como mi indiferencia que te es indiferente. un margen de ambiguedad importante, que no pretendo definir. pero que lindas que son mis palabras. que lindo es nombrarte y dejarte ir.

La sensación de inferioridad.

A la interpretación de mi abuela, compran drogas en la verdulería de las veinticuatro horas. A la visión de mi padre, son unos snobistas que no entienden nada de lo que se vivió. A la visión de un viejo amante claramente la que no entiende nada soy yo. En la visión de mi difunto eran unos pobres imbéciles sin vida.
Desde mis ojos, no veo. Me atraganto y me surge la verborragia que no explora palabras porque se me cayeron de la cartera, y me queda un dolor intenso en el medio del estómago.

viernes, 10 de septiembre de 2010

-Y? Qué hago?- le dijo Cata a Clara.
-Amiga, se cortó la luz, prendemos una vela, me estás cargando?

lunes, 30 de agosto de 2010

Anoche...

La noche era fría y ventosa. Estaba parada en la puerta de tu casa. La luz adentro me advertía de tu presencia. Llevaba puesto un tapado gris hasta las rodillas. Un echarpe blanco y suave rodeaba mi cuello. Mi pelo corto se volaba en el aire, y aunque era de noche, vestía lentes negros. Toqué el timbre. Preguntaste quién era... no respondí y la intriga te superó. Abriste apenas para husmear, porque veías mi sombra tras el vidrio de la ventanita de la puerta. Me viste y una sonrisa falsa te lleno la cara. Me hiciste pasar, yo apenas hablé para responder que no quería beber nada. Me quité los lentes, los ojos llenos de lágrimas sobresalían de mi cara. Te asustaste y me ofreciste sentarme. Pero sin escucharte revolví en el bolsillo de mi tapado. Dije un: "Ya que no te gustan las despedidas...". Saqué un arma y disparé en el medio de tu frente.

Si, eso soñé anoche... que te mataba.

La carta de un amigo...

Amiga,
Estoy encerrado en un lugar enorme, y soy yo mismo. No hay un ruido ni un color. Hay un lago de recuerdos y llanto. Tengo que ser independiente. Vivo necesitado de los demás. No quiero ser un solitario, pero no puedo sufrir tanto la individualidad. Que martirio. Y me quedo solo, en medio del desierto para probarme. La angustia me come las cuerdas bocales, no puedo ni hablar. La odio como a nadie en el mundo y no hay noche que no sueñe con ella. ¿Qué cosas tan horribles he hecho que me merezco esto? Dejo caer las lágrimas en mi cara, y me siento un niño pequeño rogando a su madre. Ando en bicicleta solo como un vagabundo. En la calle no hay nadie, ni cerca se oyen otros. Me mintió tanto, y yo construí castillos sobre la nada. Que antigüedad sufrir así.
Me despego de la carta amiga, porque no tengo palabras amables para escribir...
Desde el otro lado...
Un hermano...

domingo, 29 de agosto de 2010

bip

manteneme al margen de querer saber todo lo que te pasa. preguntame dos o tres cosas y dejame ahi, para que no sienta que es verdad lo que decis, ni quiera quedarme otro rato. maneja las cosas como quieras, hace que todo tenga un rumbo y que no lo elija yo. copate con mis canciones y dame bola cuando te grito. no niegues que te divierto pero tampoco me pidas que lo haga. nadie te conoce y a mi tampoco. yo juego con eso y lo que diga no es nada màs que lo que puede ser pensado. no reniego pero tampoco asumo. no miento y no contesto. este estado residual me suena a problemas. algo que no tengo ganas de hablar y mucho menos de escuchar a nadie. uno, dos, tres, mas vale leer y escribir en este domingo que como tantos me dejo leer entre mis líneas que ni yo se lo que quiero.-

sábado, 28 de agosto de 2010

Cualquiera como todas las noches, Pinky

"I thought that I heard you laughing"
Me desperté enceguecida por la luz del sol que entraba desde la ventana, de par en par abierta. Recordaba perfectamente haberla abierto por el calor y la falta de aire. -Demasiadas noche emborrachada Clarita, me dije y me tapé con la manta hasta la cabeza. Logré retomar el sueño y amanecí a las cinco de la tarde. Cata no estaba. Cota estaba tomando mate y pintando sus uñas de rojo. Me miró con cara de culo y siguió cantando R.E.M. ¿Todo Bien?- le dije. Me sonrió disimulada y con un gesto con la cabeza acompañó un - Si, ¿Vos?. No respondí en palabras. Apenas una inclinación de mi boca hacia abajo y mis ojos semi parpadeando quisieron decir un ¡Qué se yo! El debate la noche anterior con Cata le había dejado picando esta idea de estar en una etapa bisagra de nuevo. Ni mierda. Seguíamos siendo las mismas pendejas de siempre, con más experiencia... sin acotar. Que doloroso se siente ver pasar el tiempo y la gente y las materias, y los trabajos y un día serán los hijos. Y las camas y las sábanas y los perfumes, y las palabras que cada vez tenían menos que ver con la gente. - Tenés ojeras de mucho rock...- le dije a Cota, y se sonrió de nuevo. Suena el teléfono ninguna de las dos atendimos. Nos miramos. Sonó el contestador.
- Fiacas, sé que están ahí las dos sentadas, con el culo en la silla, sin querer levantarse... estoy comprando unas pavadas para la cocina. Tengo cosas que contarles de anoche, no se si se acuerdan... Bueno quería que me digan que vamos a hacer hoy cerebros... las veo en un rato... si quieren algo de la calle mandenme un texto.... Beso.
- Puchos- contesté al aire, como si Cata me escuchase.

viernes, 27 de agosto de 2010

siempre faltan

diez para el peso.
metio la mano en la cartera segura de que algo iba a encontrar. convencida de que ya le habia pasado tantas veces que esta vez no podía ser que el colectivero choto la deje de garpe, seguia buscando.
.
nada madre, ya lo sabias. lo que es de una manera no cambia. dejate de pelotudeces que yo pense que esta vez o que en el fondo -de la cartera obvio- yo que se cuanto.. y ponete a caminar.

miércoles, 25 de agosto de 2010

Se sentó en la cama y pensó en que veinte años atrás quizás lo hubiese superado. Tenía sesenta años. Una casa enorme y vacía. Sus hijos con hijos, lejos. Y el hombre de toda su vida, luego de plantearle la necesidad de la separación, tomó sus cosas y fue tras lo mejor para él. Las lágrimas caen desesperadas.
Llorás por los amantes que ya no vas a poder tener.
Por el hombre que te traicionó.
Llorás por la frustración.
Porque no encontrás justificación alguna.
Llorás porque siempre te imaginaste muriendo a su lado.
Por la pasión que nunca se acabó... pero con ella no basta.


martes, 24 de agosto de 2010

La mudanza - Capítulo X

Demás está decir y aclarar que es un momento extraño en lavida de Cota, de Clara y de Cata. La mudanza, las separaciones, los cambios de rumbo laborales, la adolescencia reencontrada. Un mix. Pero Cota, es soñadora inevitable. Ya no piensa en aquel, ni en este... quizás un poco en el de más lejos. Demasiado lejos. Demasiado obvio que lo que no está, es lo que le atrae. Se prende un cigarro, se traga el humo. Se viste para el show. Y no está dispuesta a soportar a nadie, le gusta ser espectadora de las historias ajenas... Sólo algunas noches...

domingo, 22 de agosto de 2010

No me gusta busquémonos, me gusta encontrémonos...

Me gusta darle la espalda a lo que está pasando. Me gusta que no entiendas nada de lo que digo, porque no me entiendo. Me gusta saber que las arrugas no se van por más adolescente que me vuelva en un par de noches. Me gusta que me digas cosas, pero más concretas, pero no tan incógnitas. Me gusta ser rock un rato. Me gusta que me abraces y me mimes, pero no hables. Me gusta la contradicción. Me gusta ser una niña mala de nuevo, fuerte y mala, y caballo de batalla. Me gusta gustarme. Me gustan mis amigos, mi perro, tus gatos. Me gusta el cine, el amor y el cigarro. Me gusta que me mires y te escapes. Me gusta que me mires de nuevo y me claves la mirada. Me gustan las chicas con piernas largas. Me gusta mi espalda. Me gustan tus botas, tu cuerpo y mi alma.

sábado, 21 de agosto de 2010

que me den cuerda.

Me atajaron antes de que vuelva sobre mis pasos. la pista de la longevidad. siento que me derrito en recuerdos. mis impresiones se alejan, mi diario se deshoja y muere. la angustia del recuerdo claro, sin marca ni olvido.
Lo nuestro duró hasta que no pudimos sostenerlo más. natural, como la soledad. mis cartas y tus fotos se deshacen. te miro de lejos y trepo hasta alcanzarte.
Me repongo y te nombro tratando de balancear mi eje. visito un sitio cualquiera, invento mi historia, sueño dormida. casi sin mirar elijo el proximo destino. dueña de mi universo me muevo como me place. no busco juventud, sino altura.
Se que no puedo encontrarte, se que ya no sos.
Solo en mi cabeza encastro los argumentos perfectos. encuadro el panorama, tiño de rojo sangre cualquier pasion. me dibujo y te dibujo perfecto.
Un aire de compasion y un soplo de vida. los espejos me devuelven una imagen que dista mucho de mi interior. pongo el foco en tu mirada, esta perdida.

viernes, 20 de agosto de 2010

Pobres mierdas...

-Que pendeja de mierda que sos. Hacés siempre lo mismo. Te quejaste de todos y fuiste la víctima de un mundo bien pajero. Y ahora estas ahí tirada. Toda drogada como una pobre nenita que no entiende lo que le hace bien. Eras mucho más grande que yo por eso me flasheabas tanto. Y ahora me pareces una pobre idiota que no sabe que hacer con su vida. Dejá de hamacarte en la silla querés. Te vivía diciendo eso porque parecías de cinco años. Le dije a tu hermana que no ibas a terminar bien. Que un novio, que el otro, que un amante, que tu tío, que la noche, que las deudas... en que quilombo me metiste eh! Me hundiste ahora, tengo que dar explicaciones que ni tenía ganas, porque yo por lo menos no fui tan boluda de mandarmela adelante de todos. Si querías llamar la atención no tenías porque hundirme a mi...
Ya está... No viene nadie... Quien te va a venir a ver a vos...
Te desconecto y toda a la mierda... Uh, ¿y esos pasos? ¿Quién es?
Rosa se esconde atrás de una cortina.
Entra Elle, su hermana, le escupe en la cara a la pobre moribunda tirada en la cama, le corta la manguera del respirador. Un cachetazo y se va...
Soy sincero con lo quiero. No lo se. Es tan clásico. Me voy a tomar unos vasos de vino. Creía en algo que se parecía al amor, y me llevaba bastante lejos. Me hacía saber todo lo que quería. Me chocaba con lo que no había. Ahora: desorden, no tengo ni una buena idea para hacer con este tiempo. Pero no siento la obligación de hacer nada particular, ni tengo la frustración de no hacerlo. Gracias Dios, por todo lo que no soy y por todo lo que si soy. Un hombre sincero que se lleva bien con vos...

jueves, 19 de agosto de 2010

La mudanza- Capítulo 2

La casa sola. Cota de viaje de trabajo. Clara entre el juzgado y la vida de Roberto Carlos y un millón de amigos. Cata sola en la oscuridad y el calor de lo que es primavera, o algo así. Así es fácil convivir. Nunca las tres. Era más seguro encontrar a la chica que limpia que a las otras. El bolso la mira pidiendo a gritos que se ordene. Pero es mejor abrir un cabernet y la carta esa, que le dejaron en el auto. Pensó era una multa, pero no. Theo. No se que era mejor. Theo con sus anhelos de ser distinto. "-Le encanta cagarme la vida". La carta se llenaba de frases de canciones que en algún pasado cercano los unían. Pero hoy para Cata era una gran mierda. Si alguna vez Theo había sido el "hombre", la octava maravilla del mundo, su dios, el "amor"... hoy era pasado. Pero él se encargaba de recordarle que existía. Sin sentido alguno porque no tenía ninguna intención de estar bien con Cata. Era imposible estar juntos. No había manera de cuajar. No pudo evitarlo. Agarro el teléfono y lo llamó con toda la intención de aclararle que no se acerque más, nunca más. Y lo llamó una, dos, tres veces. Y nada. Pensó en dejarle mensaje, pero nunca la atendió ningún contestador. Y ahí en ese instante todo cambió. El sentimiento de mierda se transformó, en cuestionamientos. En masoquearse, en retorcer las cosas. Timbre. Clarita, llegó con un mambo para veinte. Desde el portero dice que no encuentra las llaves, medio entre risas...

miércoles, 18 de agosto de 2010

Para completar entre líneas...

En el encierro de mi cama se transita tranquilo.

Me regalaste la suerte. Y la deje olvidada, pero lo que vale es la intención.

Algunas cosas no me cuajan, y no pienso... así no siento que no cuajan.

Te regalo mi tiempo y mi cara. Sólo te los regalo porque no se que hacer con ellos.

Te pido que no me lleves a ningún lado.

Soy mujer...
Entonces se pudrió todo. Si, ahí al instante. Pum pam pum. Florero al suelo, el vino derramado, una que otra rodaja de pan volando por el aire. No hay más que decir. Mejor: no hay nada bueno. Portazo. De esos violentos que dejan entrar un aire fresco. Basta de escenas. Se fini. Entonces volves atrás al antes. A lo primero. Todo lo que te parecía bueno es una gran mierda. Cuanta carga de subjetividad. Te leía y me moría de ganas de besarte y ahora te leo y pienso en lo inútil de tus historias- si las mías también pero las tuyas me superan.



martes, 10 de agosto de 2010

mientras escribo el final de la historia, mi comparsa.

una linda trigonometria de afectos. tu voz interviene directa o indirectamente en mis actos. hago como si nada, como si la culpa no fuera suficiente como para dejarme vencer. me dirijo al tercero espectador. me acomodo en la mistica de lo innombrable (o de aquello que ya nadie quiere mencionar). no sigo un hilo, lo se. pero sin embargo espero que todo tenga una conducta. en el mismo momento en el que elijo las palabras se abren nuevos interrogantes. no porque no sepa lo que implican, sino porque a veces no son del todo verdaderas. ellas y yo. el mundo de lo inabarcable. aunque lo niegues yo se que donde quiera que vayas hay algo especial esperandote. no lo digas por mi, hacete cargo un poco de lo que te pasa. aunque tangencialmente hablando de vos, seguro te reconoces en mis palabras.

Cuando me conocí

Me amo con locura. Amo mi cara, mis ojos, mi voz, mi manera de ser y mi pelo. Amo ser yo misma y sentir ese aire de tener el don de gente ... pero especial. Me amo más que a los quince años cuando creía que el mundo eran mis amigos y yo. Ahora el mundo soy yo. Sola. Y conozco algunas otras cosas. Pero no hay nada como yo. Y hasta soy una vícitma de hacer sentir a los demás que egocentricos son, que poco comprenden a la gente, que poco se preocupan por los otros. Por que yo si lo hago. Que actuación. Y después lloro por mi, por mi ego, y después sonrió porque no cualquiera puede darse cuenta de que egoísta es, eso habla de mi genialidad. Y me vuelvo a felicitar y a amar.

Texto para la reconstruccion del estima irónico...

lunes, 9 de agosto de 2010

raconto

perdi tu numero. perdi el bondi. perdi plata. perdi tiempo. perdi mambos. perdi gente. perdi un laburo, y a mi perra. perdi cancha. perdi ritmo. perdi valor. perdi una gorra y un sweater que me re gustaba. perdi cuando te conte la verdad. perdi amigos. perdi estado. perdi dos o tres veces a las cartas (nada mas). ah, perdi la cuenta de los rechazos y tambien de los errores. perdi las ganas y perdi la esperanza. perdi la revancha y perdi el rencor. perdi el amor y el odio. perdi kilos. perdi el sentido. perdi tacto. perdi las ganas de salir a correr. perdi algun que otro par de zapatos que se llevo el mar. perdi un dia o dos, tratando de entenderte. perdi mucho, como veras. pero prefiero perder y no re-tener.

domingo, 8 de agosto de 2010

la mudanza capítulo 1

Clara llegó tiró la cartera en un sillón de un cuerpo, se sacó las botas, se tiró sobre el futón. Apagó el cigarrillo en un cenicero que estaba en el apoya brazo. La luz de la noche entraba por la ventana, y también el ruido del tren que pasaba dos cuadras. Sonó el teléfono. Todo el living mantenía las cajas y los canastos de la mudanza. Buscó el inalámbrico entre los almohadones
- Hola?- ¿Cómo estás nena? ...¿No venís?... No la gorda no viene se va a la casa de este chico nuevo, no se como se llama... No se si tengo ganas de ir hasta palermo... Dale me fijo... besito.
Desde la casita nueva al trabajo eran 20 minutos no más. Los años en Paris, los novios en Istambul, las amigas de siempre. Pensó armar un faso que había dejado el amiguito de Cata. Pero Cata seguro lo había tirado. Dicho y hecho lo buscó y no lo encontró por ningún lado. Prendió el equipito de música le enchufo el ipod, comenzó a sonar Noir Desir, más específicamente Le vent nous portera. De una caja sacó una copa toda envuelta en papel de diario. Desenvolvió. De la cartera sacó un vinito que le habían regalado unos canas amigos que la tienen ahí arriba para que no los tenga tan cortos. Inmediatamente pensó en Louis y en que no tenía ganas de que venga a visitarla. Clara nunca creyó en las relaciones a distancia, ni en la amistad entre el hombre y la mujer, nunca creyó más que en Dios y en la justicia que ella podía lograr en su país...

más victoria.

escribo un poco sobre mi, sin asco.
es como un estado de alucinación constante.
floto sobre mi propio mundo, con los ojos entreabiertos y sin temor a perderme de nada.
nadie esta en todos lados al mismo tiempo. pero vos si.
siempre estas aca y yo no tiemblo.
las notas de tu cancion suben y bajan mi memoria.
descanso en vos.

Confesiones de invierno

Duermo noche por medio. Me aburro si duermo y si no duermo me canso. No encuentro un norte, un dios, un sol. Se me ve bien, y los años me ayudan a disimular. ¿Cuántas veces te hubiese llamado para putearte? Incontables. El teléfono marcaría infinitas llamadas, y la verborragia hubiese quitado lo peor de mi. Me pesan los silencios. No me alcanzan las sonrisas para renovarme. Me emborrache tres de cada cuatro noches y no hay vino que me sostenga en pie. Y los lunes ya me siento bien...

sábado, 7 de agosto de 2010

un triste atardecer-

Nunca nadie va a ese bar de mierda, le dijo Clara a Cata mientras pensaban donde "romper la noche". no habia nada que pudiera entretener a Clara en estos ultimos meses. Cata estaba cansada ya de que le tire todo abajo. puso cara de "ok" y Clarita entendio. Bueno, ya fue, vamos. Era obvio que las dos sabian que onda ese lugar. Me das medo, a veces, le dijo Clara a su amiga mientras se subian al auto y Cata buscaba el stereo. No se por que lo decis. Yo estoy bien.

volá de aca.-

Sos un sacadito. chiquitito. me dieron ganas de dibujarte la cara. toda la cara con dibujitos que no vas a entender. por sacadito. por mirarte tanto al espejo y no reconocerte en esa imagen de vagabundo barbudo que estudia derecho y que se quiere ir a la reconchadesuhermana (sic). pistola, guacho que te haces. sonrisa para que, si total nadie te entiende. guacho sacadito.
no tiene nada que ver que apagues el televisor mientras yo rezo por que pasen una buena peli. no tiene nada que ver que me eches de tu casa porque tenes sueño y me mandes un mensaje despues, tipo 3 de la mañana porque me queres ver o me extrañás. no tiene nada que ver que digas y no hagas; que rompas y no pagues; que te mates por cambiar ese tic que más me gusta.

Martina dice:

Yo me cansé de que vos te canses de mi. Y me fui.
Clara no soporta las vueltas. Vamos derecho al grano le dijo, cuando lo voy flirtenado con un montón de chicas producidas en una fiesta mersa del barrio norte. Teo no entendia nada. Si, al grano. Sos un hijo de puta y le tiro un vaso de fernet en la cara.

un soporte de papel

Me hago la escribe sus memorias. Una cruzada como la del barbudo pero más lejos y sin tanta ideología. El flaco saluda, como si nada. Y vos seguís. Por poco lo que puedo decir estas muy irritable. Si me dejas, te liberas. Si te comportas, fuiste. En cuanto a lo de los otros, sigamos hablando como si nada. La familia sostiene, la intimidad aguarda. Y te escuchamos cantar una y otra vez. Y no nos cansamos. El que quiere puede dicen...

miércoles, 4 de agosto de 2010

Ninguno de los dos quiere ser sensato

... ninguno de los dos quiere crecer.
Tiró el cigarrillo desde el balcón del piso 18, se apagó en el aire. Él se guardó el encededor en el bolsillo del saco y entró dejando tras suyo cerrada la puerta ventana. Luego cerró las cortinas para que nadie los espiara de las ventanas de la torre de enfrente. La mujer de su psicólogo se acostaba con él. Y cuando en la sesión sobre el diván relataba los encuentros a nombre de una X, Jeff intuía que el Dr se excitaba, como si lo supiese...

martes, 3 de agosto de 2010

domingo, 1 de agosto de 2010

quest

a dos dias y medio del despegue. estoy casi tan lejos como cuando te miro de cerca. no existen palabras que puedan narrar la secuencia. una vez y otra vez añoro verme lejos. nada que no pueda remediar un poco de reposo.
mi mente estuvo muy cerca. el odio lejos. basta con salir un poco a caminar, me dijiste. yo creo que a mi no me alcanza, pero igual no me quejo.
ahora, de pronto me veo desde lejos. me doy vuelta y grito desde lo alto.
te acordas esa vez que me dijiste que podía confiar. ahora no se si sostenes lo mismo. y no me importa. cuando la suma no hace la diferencia, somos nosotros los que nos aburrimos. te escuché gritar, y las risas siguieron al grito. pero lo mejor de todo fue tu enojo cuando te diste cuenta que nada de lo que te decía era verdad. yo me divierto. y creo que vos tambien. punto.

sábado, 31 de julio de 2010

¿Estás bien?

WASTED.
Callate un poco, ¿querés? Soy insoportable y vos sos insufrible. Y el espacio de la cama es un lugar místico, pero cuando hablas me quiero bajar del tren. Demasiadas palabras absurdas, y yo que no me cago ni un poco en las palabras. No me tortures con significados cargados de nada. Ahorrame el delirio. Shh. Callate, que la piel me gusta más.

viernes, 30 de julio de 2010

desde lo bajo

parece mentira que fuera una reaccion repudiada. cuando tenes quince años, no se si lo pensas así. quizas un pensamiento fugaz hace que razones, pero no siempre. me canse de buscarle explicacion. más vale conocer la realidad, y no cambiarla. resignarse a entregarlo todo para perderlo todo. política y poesia. putas casualidades.

martes, 27 de julio de 2010

chonga tu madre

No pare un minuto de pensar qué era lo que había hecho para que me trate así.
Pasaban los años, y yo seguía teniendo esa necesidad exacerbada de demostrarles que no era un títere; que lo que yo les pedía a gritos me lo devolvian escupiendome en la cara.
Me hice cargo.
De estar sola.
Pero nada podía hacer.
La solución estaba muy lejos.
El problema es que sos una mocosa insolente, me dijo. -para ella era siempre todo tan fácil, la solución era respetar a la autoridad (?)-
Insolente puede ser, le conteste. Pero mocosa, hace tiempo que deje de serlo.
Por favor, le pedí: medí tus palabras.
No te llevo la contra; soy la única que te escucha.
No soy estúpida; soy lo que pudiste dejarme ser. No soy hiriente; simplemente no ando con vueltas. Si te molesta, echame. Si queres escuchar mentiras, como te dicen todos, por mi mejor, me ahorro un problema. Lo más triste es que para vos las lágrimas lo lavan todo, y para mí, solo me dan la razón.
Empecemos por ver la realidad, y dejar la farsa, seguro que nos dignifica un poquito más... y a mí me va a dejar más tranquila.
Ah, y al margen, este es mi espacio, ahorrate los comentarios, gracias.-

sábado, 24 de julio de 2010

Ayer hice la cuenta y nunca fui más pequeña que ahora.
"...con ese vil comentario inportuno, de un te quiero a la pasion hay largo trecho..."
Diplomáticamente lo dejó solo en cama. De lo pasional a la bestialidad hay un límite mucho más estrecho de lo que se cree. Prendió un cigarrillo y se vió de nuevo en la estación de once como tantas veces. Ahora con más días encima, y con algunos prejuicios menos. De unas sábanas a otras, como si nada pasará. Es una manera de hacer volar al tiempo y que se sumen otros recuerdos. Pero es tauro y despegar le resulta casi imposible. Y cualquier cosa se puede medir o meditar pero la pasión es inevitablemente independiente de ella.

Y no se va a dejar incendiar por ningún te quiero...
donde no hay más luz y tu lamento se hace eco en mi pensar. ahí se esconde la noche en mi mirada y la tuya se refleja como luces que a lo lejos advierten la llegada del adios.

para veinte

detuvo la marcha ante lo que sabia era inminente. dos cuadras antes se había preguntado por su inocencia. desde un lugar alejado de todo es aún mas simple pensarse. como si no lo fuera o debiera serlo. paró el motor, apagó las luces. la ruta solo se iluminaba por los faroles de las casitas a lo lejos. espero unos minutos. no lo iba a entender. mejor dejar que fluya.-

muy tapado

uno y otro son mis personajes. uno por su impaciencia, el otro por su cobardía. ellos añoran lo que fue su juventud, plagada de risas y amores; y cuando no de peleas y discusiones eternas. ellos no se conocen, pero sin embargo se saben hijos del mismo penar. son el reflejo fiel de mis antipatías. son el clamor exacerbado de una mujer -niña- acomplejada. por uno o por otro puedo morir, puedo desgarrarme hasta sentir que ya no son parte de mi. uno y otro me abandona, se cela, se acompleja y se limita a quitarme su compañia. juntos no pueden arrimarse. añoran el dia en que me di cuenta que habian sido creados. entonces los amé como frutos de mi mente, de esa parte que se puede analizar pero que no se quiere. pero los inhibi por verborragica y soberbia, por creer saber que era lo mejor para ellos. nada de lo que aqui se diga podrá ser usado en tu contra. he dicho.-

miércoles, 21 de julio de 2010

cuando te encuentre

no vas a parar de pensar si es en realidad lo que soñaste. pero lo vas a sentir.

hoy y siempre.-

lunes, 19 de julio de 2010

convocatoria

decime un dia en la semana y te voy a ver.
discontinuo fracaso que acarrea discernimiento y voluntad por su cuenta.
te cuento una historia, no paro de hablar. me encanta que me escuches horas y horas, aunque sepa que te estoy aburriendo. estas acá, en mi casa, hablandome hasta por los codos. maldije el dia en que te llame para que vengas a ver como esta mi gato. o mi compu. o mi humor. para el caso, lo mismo. el frio penetra en mis guantes y escucho tu voz a lo lejos. estas ahi, y aca tambien. pero nada me deja de sorprender. una vez más, no vas a entender. y en los capitulos de patologías y de sensibilidades, ellos son los más frágiles.

lunes, 12 de julio de 2010

Salud!

...y te solté. Porque a los golpes es más fácil- dijiste.
Saqué del bolso todo lo que había guardado tuyo. Lo acomodé en una caja enorme en mi placard. Algunas aclaraciones no están de más. El miedo de perder. Y entre todo encontré el mapa de mi ideales arrugado, con marcaciones rojas que yo misma hice. Crecé chiquitita!
Rompí ese papel gastado y lleno de lágrimas de lo que no se puede lograr, porque el mundo no se parece a lo que uno quiere. Y ahí se me llenaron los pulmones de aire y empecé a caminar sola, con mi respiración.
Sólo quería crecer...



domingo, 11 de julio de 2010

pasta de actuar

Me dijeron que lo deje para el final. Una excusa como las que siempre me hacen zafar. Pero con un inconveniente; ya estaba corta de tiempo. Lamenté no habérselo dicho antes. Como esa vez que lo dejé hablar, y terminé escuchando todo lo que yo le quería decir pero del otro lado. Joya. Esta vez seguro pasa lo mismo. Pero por las dudas empiezo yo.

sábado, 10 de julio de 2010

Empujó la puerta que se parecía a la de los Western americanos. No le golpeó a la vuelta porque la retuvo con la mano. Salió como loca, las botas se empezaban a despegar en la suela. Llevaban el polvo de varios días. El negro de la ropa la hacía ver de luto, pero era para retener el calor del poco sol que había en ese diciembre europeo. En el bolso cargaba unos cuantos libros que no le motivaban y no sabía si escaparse a Estambul o a Marruecos. Cargo una tarjeta en su teléfono móvil. Lo llamó. Theo nunca llevaba su móvil encima. Era casi igual a ella, era todo lo que odiaban de si mismos. Pero esa mañana de jueves Theo salía del bar donde había estado trabajando toda la noche. Y no atendió el teléfono pero se la choco en una esquina al mejor estilo Córtazar, sin buscarse pero para encontrarse. Y se auto sugirieron escapar.

lunes, 5 de julio de 2010

Me encandila...

Soy tierra y recuperé los pies en ella. Un mate que me trae con el sol. Ahora lo puedo ver. El miedo no me asusta más. Un año nuevo a la distancia. Me perdí, me morí, no salí, renací. Le doy gracias a mi coherencia, a mis amigos, a mis raíces. A mi respiración, a los que desempañaron mis ojos, y ahora puedo volver a ver. Una pena muy fuerte no me ahoga.

Que ganas de darte la mano y salir de un empujón, pero me tenés que dar la mano, sino no hay caso.

sábado, 3 de julio de 2010

Sin ninguna razón

Porque todos buscamos lo mismo.
Cuando me dijiste de tu suerte me sorprendí. Pero también me sorprendí de mi mal humor. Ese que acarreaba, ese que no me dejaba ser yo. Vos, yo, la etapa. Vos querías que te haga reír, yo quería verte revivir. Hasta que terminamos por dejarnos morir. La sequía es tal que la riego con llanto. Pero despierto sabiendo que mi amor por vos: no se.



viernes, 2 de julio de 2010

Pesan los días grises cuando la cabeza está gacha. Ciento cincuenta idas y venidas para no definirme. Cuanto hacía que no me miraba hacia adentro. Me tratan de segura, pero se siente ajeno. Cuantos tiempo corrido para el otro lado. Centradamente racional, emocionalmente desequilibrada. Una contradicción constante entre el pasado y el futuro. Estoy tambaleando, y hago fuerza para no caer.


ANTECEDENTES

solo ante mi vista se esconde. una mania autofraccionada para que el goce dure un poco mas. el olvido, el recuerdo y la vuelta se prolonga aún más que una despedida. marcas a hierro fundido de las que no me puedo deshacer. la forma que tenias de tratarme vuelve ante cada situación comparable. y tu perfume. un manto que me dejó tranquila, que me recuerda lo que aquella vez me dijiste, sin esperar nada a cambio. no es malo el recuerdo, dicen. no es malo volver a escribirte, como si alguna vez me volvieras a leer, para entender que lo que alguna vez te dije, no se si todavía lo creo. me acuerdo que no te gusto, que me respondiste sin que te preguntara que lo que yo quería era justo lo que intentabas hacer.
se que tengo una imagen tuya que no es real. se que te puse contra la pared y te pedi que decidas. se que me quema la garganta cuando pienso en que hubiera sido si te conocia en otra circunstancia. pero nada mas. temo que mi recuerdo no sea mas que eso, y la subjetividad de mi alma traiga sabores amargos a los que quiero tanto. no eras vos, era yo. y la carga emocional que me provocaste, el egoismo. la proxima vez vas a entender, que lo que termina tiene gusto a poco. y quiero avisarte que si me fui, es porque no podia con eso.
un pibe grita. el otro se llama Junior. como si lo que me rodea pudiera conformarme. como si la vida misma, mi ser y mi todo, pudiera agredirte de tal forma que no vuelvas más.
se que no tengo nada que pedirte, y vos nada que ofrecerme. pero no se como hacerme creer que aún sueño con ese día en el que algo vuelva a valer tanto la pena.

martes, 29 de junio de 2010

veuillez attendre

Clara esperaba en la puerta del café. Hacía frío y habían quedado en econtrarse a las 7. Mientras terminaba su cigarrillo, pispeó por el ventanal lateral para ver si lo encontraba. El tumulto de gente le daba coraje. Dos extraños, pensó. Chequeó el celular pero nada. Eran las 7.02. Penso en todo lo que tenía que hacer, por empezar, comprarse un par de guantes. Estaba ansiosa. Abrió un chicle y se le cayó al suelo. Mierda, que boluda. Levanto la cabeza chequeando que nadie la hubiese visto. Lo vió venir, cruzando la calle. Sin querer se puso colorada y trató de disimular -sin ponerle cara de orto, como le solía suceder- y sonrió.

lunes, 28 de junio de 2010

vamo´ carajos

otra vez me metí en esa conversación de la cual no quiero formar parte. otra vez, no entiendo nada, ni quiero hacerlo.. mientras los escucho decir que la figura es menganito y pepito la tiene adentro. pobre pepe che, y yo que creía que hablando se entiende la gente. aunque me expliques 8 veces como son las cosas, no te voy a entender. quiero que la figura sea la que yo te recorto y quiero que me digas por fin lo que quiero escuchar. lo mismo que me dijeron a mi: callate y aposta.-

domingo, 27 de junio de 2010

Es natural sentir frío en invierno. Y temblar de miedo de noche en un descampado.

Es natural amar a tus padres y a tus hijos. Y extrañarlos cuando no están.

Es natural ser libre. Y buscar las cosas que mejor te hacen.

Es natural aprender a caminar, a hablar, a amar. Y evolucionar.

Es natural que las cosas se terminen. Pero no es fácil deshacerse de ellas.




viernes, 25 de junio de 2010

banco de enfermas

Ella tiene una manera de reaccionar que no tiene nada que envidiarle al mundo. Esta parada junto a la ventana. Tiene el pelo corto, muy corto y usa lentes. Mira hacia la calle, esperando. Lleva una hora peleándole a un gato que la mira fijo. Pero ella no lo mira, no lo ve, y sin embargo cree que lo entiende. Busca que se enoje, y se vaya, y sin embargo solo logra su propio fastidio. Sus ojos color miel se pierden en el ventanal, advirtiendo la llegada de la luz mucho antes que del sonido. Alguien pronuncia su nombre al final del pasillo. Llega corriendo. Y mientras tanto, grita. Grita su nombre. Teme. Pero ese nombre ya no suena como antes. Ahora su nombre suena con más luminosidad, casi transparente, como los ojos del gato que la sigue mirando, desafiante. Lucía, por favor. Por favor. Por favor. Los ojos de Lucía dan una vuelta, como escapando... y de su boca surge una especie de flema blanca. Lucia ya no escucha, no mira, y no entiende. Me dijeron que no tenía ninguna buena razón para hacerlo. Y quien si, pensé yo. / Ayer descubri que hay algo que se llama trastorno distímico. Que Dios nos guarde, diría la santa madre de mi madre. -(pero bajo llave?). -

miércoles, 23 de junio de 2010

vinculo portentoso


de la A. a la Z. como un dibujo en la pared, tapado con chinches. esas que soy yo y que no entendés y no te duelen, y te encantan. empecé por escribirte, pero no tengo ganas de que te leas acá.
más vale, que te las ingenies para no delirarte. que llames sin esperar que te atienda mi contestador. que fluyas, que duermas o que calles.
pero más aún, que te imagines el final.-
"-Estás loco, Horacio. Estás estúpidamente loco, porque se te da la gana."

sábado, 19 de junio de 2010

dia de sol.

nadie dijo nada al enterarse que algo le pasaba, todos bajaron la mirada como queriendo cambiar de tema. ella igual no quería hablar, no podia medir sus palabras. el llanto irrumpía cada vez que trataba de explicarlo, y un estado de excitación falaz podía hacer parecer que todo seguía como siempre. la ultima vez que la vi estaba sentada en la plaza de las heras y coronel dias, esperando que en algún momento la historia cambiara y todo fuera mejor. lo posible. esa pared contra la que siempre uno se rompe el coco. me conto que hacía ya algunos dias estaba desilusionada. que las mentiras que él le había dicho ya no le importaban. que sabía como era la cosa y que lo aceptaba así. me conto que ya nada podía esperar de él, y que no lo lamentaba. me dijo también que aunque no le gustara la palabra crecer, ella había crecido. me preguntó que opinaba y le dije que nada, que ya no tenía más ganas de opinar porque ella nunca me daba bolilla. nos reímos. me dijo que no tenia nada que ver, que yo ya sabía que ella nunca le daba bolilla a nadie. hice una mueca y me prendí el último cigarrillo. siempre lo mismo. y la pared que se va acercando de a poco.

jueves, 17 de junio de 2010

Como cuando salíamos a andar en bicicleta para llegar al club. Perder una ojota en el camino.
Como cuando discutíamos por si era mejor ser rubia o morocha, o si las vacaciones eran mas dirvertidas en Mardel o en Gesell.
Como las escaleras que subimos y bajamos en algún boliche con unos vasos encima y nuevos cortes de pelo. Como todo eso y todo lo que vendrá. Como los posibles sobrinos que tendremos, y los tantos cumpleaños que vendrán.

domingo, 13 de junio de 2010

en marcado

Una vez que lleguemos a ser amigos, te pido que me acompañes para poder entender que es lo que me pasa cuando me pasa todo y nada, y no puedo entender como esta todo tan mezclado siempre. Te llame por si querías salir un poco de la burbuja infernal, esa que duele y cuesta y te hamaca hasta revolearte por los aires, sin peso. Toda una mentira. Toda una farsa dicotomía entre lo que causa el efecto y el efecto en si. Es casi perfecto. Es un ir y venir sin saber nada, sin aclarar para que lo estas haciendo, ni yo y no te lo puedo explicar, es como si supiera que en el fondo algo se rompe y no quiero juntar los pedacitos otra vez. Ya no quiero juntar mas pedacitos, quiero que al menos la caída dure un poquitito mas.
Me empape tanto del papel que me perdí. En sus gestos, en sus palabras. Me las comí. Llevaba un tapadito blanco y una botitas azules que las compre en una feria. Me acostumbre a estar sola. Hablaba de futbol con el mozo del bar de calle florida a cinco cuadras del obelisco. Hablaba desde la ignorancia y el vasco desde la vejez. Andaba buscando no encontrarme con nadie. Un día me desperte harta de ser ella, ser indecisa, incredulamente segura, opaca y testaruda. Deje las botas, me corte el cabello. Me puse un pantalón roto y sin saber nada fui a encontrarme conmigo. A un lugar aun más frío. No tenía bolsillos y menos monedas, pero entre en todos los sitios posibles donde pudiese bailar. No me despegue de los músicos ni una noche y aprendí a apasionarme.
Ajustarse al papel, no es fácil ni es necesario.
No entiendo por que esa necesidad de ponerte siempre en el lugar de víctima. Esa tremenda y turbia necesidad de resignificar los conceptos que alguna vez alguien te dijo y personificarlos, esperando volver a ser la que eras. Ya no existe lo que buscar, y más aún esa no es la forma. Ya nada es sino por vos. Sola. Sin embargo siento tu ira, siento como una mano me aprieta el cuello y no me deja respirar. Por haber roto las reglas del juego, por gritar a los cuatro vientos que yo bailo sola y eso, te resulta imperdonable.

sábado, 12 de junio de 2010

las heras y junin.-

“No estoy triste, es solo que tengo un poco de frio acá afuera...”, te dije cuando me agarraste la mano para repetirme hasta el cansancio que ahí estabas.

"Dame calor"; como siempre.

Como cuando me sacaste de ese rancho de mala muerte que era mi casa; como cuando te perdí en esa taberna y saliste peleándote con todo el mundo, gritándole a la gente que no entendía lo que es estar en nuestra situación. "Dame un poco de vino, también, si quedó algo en esa caja".

Y si todavía no te quedaste dormido, hay algo que te quiero decir.

Acá estamos los dos, de nuevo, devolviéndole a la vida lo único que no nos pudo quitar. Y aunque yo sepa, viejo, que este no es el lugar donde soñaste que íbamos a estar a nuestra edad, yo estoy segura de que si volvemos a empezar, yo, te elegiría otra vez de vuelta.

lunes, 7 de junio de 2010

Me arde la cara pero ya no me resisto.

Sabia que era difícil que tu ego y mi razón pudieran encontrarse. Y sin embargo, te busqué hasta que pudiste detenerte y mirarme. Sonreíste cuando te diste cuenta de lo que intentaba hacer. Tu risa ante mi intento de intelectualidad, mi risa. Es tan solo el capricho que despierta mi lado más humano, el único en realidad.
Preparo una defensa contra el interlocutor. Una imagen desdeñada y antigua, y mi caparazón que solo me deja imaginar. La inundación de mi realidad me asquea. Giro para poder encontrarme en otro pincel. Pero ella ya estaba ahí para avisarme que no podía contra el arte de mirarte y entenderte.
Un desarchivo profundo, prolijo y educado. Con comillas encierro mi alma desde que me di cuenta de mi propio juego. Un análisis o dos para poder confesar que es lo que me está pasando. Y nunca te dije la verdad. Cuando te vi ahí afuera, tuve intriga. Si me buscas y logras conseguir el manual de uso juro que primero me rio, pero después sueño con vos.